Blogia
vocessusurrosrumorygritos

Júbilo

Júbilo

Juan Benavente, Perù

 

JÚBILO

   Cuando acompañaba a su madre al mercado, siempre le llamaba la atención la sección donde en sendas jaulas exhibían diversos animales. Desde pajaritos hasta monitos.

   Insistente pedía a su madre para que adquiriera un ejemplar.    

 

   Al fin llegó el día, precisamente el de su cumpleaños y aprovechando este motivo doña Irma decidió darle una grata sorpresa.

   Al llegar a casa, a viva voz llamó a Pedrito. Éste apareció como un rayo y vio con alegría una hermosa jaula. En su interior un inquieto pajarito.

 

Luego de agradecer y besarla, ligeramente se fue al patio.

   Su madre atenta miraba a través de la ventana de la cocina. Entonces vio que afanoso manipulaba la puertecita de la vistosa jaula blanca.

 

-         ¡Pedrito qué haces! ¡Cuidado se puede escapar! – Presurosa fue al lugar de los hechos.

 

   Llegó en el preciso momento que la avecilla cruzaba el patio como una veloz saeta, volando directo al bosque a pesar del abundante alpiste depositado en la jaula.

 

-         ¿Qué has hecho?

 

   Pedrito, sosegado y con inusitado resplandor que emitían sus ojos contestó:

 

   - Quiero que en mi cumpleaños todos sean felices. Él se ha ido a jugar con sus amiguitos. ¿Acaso no has visto con qué alegría voló? ¡Gracias mami! – Le dio un sonoro beso y se marchó a jugar. Su madre quedó totalmente anonadada.

 

 / Lima, 1988.

                                                                               

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
nº imagen: 24501 - Autor: J.P. Fuentes
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres