Blogia
vocessusurrosrumorygritos

La Màquina de Escribir

La Máquina de Escribir.55
ESPACIO LITERARIO VIRTUAL FUNDADO Y DIRIGIDO POR ANÍBAL JORGE SCIORRA
Buenos Aires, Argentina, Noviembre de 2007 - Nº 55
Blog:
http://lamaqdeescribir.blogspot.com/                            
Correo electrónico:
lamaquinaliteraria@gmail.com
Luciana Peker: Una mujer, muchas mujeres
Rescates: Reflexiones sobre la escritura por Felisberto Hernández
Gustavo Solórzano Alfaro: Haikú para las aves
Rubén Vedovaldi: Orígen y elementos constitutivos de la lengua castellana (Primera entrega)
Roque Dalton: Porqué escribimos
María Moreno: Sin esmalte
Libros: Alejandra Dening, Norma Segades y Mariano Meiraldi
Rolando Revagliatti: Roger Vadim
Mónica Russomanno: El Botánico
Mirta Liliana Urdiroz: 3 Poemas
Oswaldo Roses: Todas las madres del campo
Correspondencia
Villa Links

La prensa independiente no existe,
y la independencia es una máscara para
hacer pasar la mercadería de
contrabando como agua corriente
incolora, inodora, insípida, para que el
estómago del lector no se prevenga
defensivamente.
Arturo Jauretche (1901 - 1974)

 

 

Una mujer, muchas mujeres

Pasadas las elecciones y también el primer impacto sobre la certeza de que habrá una presidenta a partir de diciembre, se impone, además del festejo por las posibilidades simbólicas que abre una mujer "ahí", la reflexión sobre de qué se trata ser mujer, qué clase de acuerdo significa nombrarse así –si es que alguno sobrevive– y qué se puede esperar de otra como una –¿otra como una?– en el poder.
 

Por Luciana Peker
En 1920 las mujeres argentinas votaron por primera vez. Pero, además, pudieron votar mujeres. Alicia Moreau fue la candidata del socialismo, Elvira Rawson del radicalismo y Julieta Lanteri encabezaba una propuesta independiente. La ganadora fue Moreau. Pero, entre las tres, lograron apenas cuatro mil votos y el premio era el intento y no la posibilidad de acceder al poder. La votación fue, en realidad, un simulacro realizado simultáneamente con luchadoras sufragistas de Francia como una manera de presionar al poder político para que las ciudadanas también, igual que los ciudadanos, tuvieran derecho a votar. Y a ser elegidas. En el 2007, ochenta y siete años después, también tres mujeres se presentaron como candidatas a la presidencia de la Nación –Cristina Kirchner, Elisa Carrio y Vilma Ripoll– y una de ellas se convirtió en la primera mujer electa jefa de Estado, mientras que otra se consagró como líder de la oposición. Entre las tres arrasaron con el 72,5 por ciento de los votos. Por supuesto, no hay lectura política posible que reúna a dos rivales que no son capaces de saludarse por teléfono. Pero, más allá de diferencias y disputas –e incluso más allá de ellas– no deja de ser un signo de cambio que sólo cincuenta y seis años después de que en 1951 las mujeres fueran habilitadas para votar por primera vez, ahora, siete de cada diez argentinos y argentinas haya elegido a una candidata para que lo/la represente.
"La gente no tuvo miedo de votar a mujeres y eso es importante", destaca la escritora Ana María Shua. Aunque, a pesar de la enorme presencia femenina en la elección, los temas de género –la violencia contra las mujeres, los femicidios íntimos, el reclamo por la despenalización del aborto, la trata y explotación sexual, los noviazgos violentos, la disparidad salarial entre varones y mujeres, la mortalidad materna, la desnutrición de las mujeres indígenas, etc.– no tuvieron, prácticamente, lugar en la campaña electoral ni el debate público. ¿Fue una oportunidad perdida o puede ser una oportunidad aprovechada para revalorizar la llegada a la presidencia de una mujer?
Incluso, más allá de las distancias estéticas –la aplicación, o no, de botox para disimular arrugas como eje de la superficial diferencia entre Cristina y el resto– no hubo discusiones o posibilidades de reflexionar sobre viejos y nuevos moldes de mujer. A diferencia de Chile, en donde Michelle Bachelet está separada, con tres hijos (de dos diferentes matrimonios) y donde, con humor, ella se atreve a no resignar una candidatura a un eventual amor. En Alemania, la canciller Angela Merkel –casada con Joachim Sauer, un profesor de química, pero sin hijos– desafió la matemática cultural de la feminidad como sinónimo de maternidad. Mientras que en Francia, Ségolène Royal, madre de cuatro hijos, no iba en contra del mandato pero sí reclamaba por la conciliación de la vida familiar y política. Pero perdió. En Francia, en Argentina, no.
Ségolène escuchó arriba del palco el discurso de Cristina. Las dos son mujeres políticas, las dos pertenecen a matrimonios políticos. Pero Cristina ganó. Y Ségolène no llegó a la presidencia y sí al divorcio post electoral de su ex marido y dirigente del Partido Socialista Francés, François Hollande. Cristina también le ganó de mano a Hillary Clinton en pasar del rol de senadora y primera dama a presidenta.
Tal vez todo eso empujó a Cristina a definirse más cerca de otras mujeres después del triunfo electoral. "Permítanme dirigirme a mis hermanas de género para convocarlas a todas, a las que tal vez han quedado solas frente al hogar, a las obreras en las fábricas, a las estudiantes en las universidades, a las profesionales, a las empresarias, sé que podemos desarrollar una gran tarea, porque estamos con las aptitudes especiales, ni diferentes ni mejores, especiales, de poder ser ciudadanas de lo privado y de lo público, de poder articular el mundo de la familia y el mundo de la política y la militancia. Y haber hecho las dos cosas bien, que es lo importante. La política sin la familia no vale y la familia, sin lo que uno piensa como modelo de país, tampoco", apuntó Cristina.
Tal vez uno de los puntos más criticados desde el movimiento de mujeres sea la falta de compromiso de la presidenta electa con la despenalización del aborto. "Siempre me he definido en contra del aborto, aunque tampoco creo que nadie esté a favor del aborto, ni los que abogan por su despenalización. Eso sería una simplificación. Mi postura siempre ha sido clara en ese sentido", delineó en su último día de campaña.
La socióloga María Luisa Storani, del Centro de la Mujer de San Fernando, subraya: "Es histórico haber tenido a dos mujeres disputando la presidencia. Pero el solo hecho de ser mujeres no garantiza el cambio. Espero que ambas puedan aprovechar el impulso que les da la sociedad para revisar sus posiciones respecto de los derechos sexuales y reproductivos". Por su parte, Nina Brugo, presidenta de la Comisión de la Mujer de la Asociación de Abogados de Buenos Aires, advierte: "No confundamos: el hecho de pertenecer al sexo femenino no significa que ellas (Carrió y Kirchner) representen la continuación de quienes emprendieron las luchas reivindicativas de nuestro género ni tampoco que lleguen a reconocer que sin esas luchas no ocuparían el lugar que hoy ocupan". Pero Brugo no augura un estilo de conducción que abra nuevos caminos. "Hasta ahora ninguna de las dos ha demostrado diferenciación con el poder político masculino." Sin embargo, más allá de las posturas personales hay símbolos sociales que irrumpen como los chistes: "¿Che, viste que ahora nos va a gobernar una mujer?".

Luciana Peker
lpeker@yahoo.com
Fuente: Las/12|Viernes, 02 de Noviembre de 2007
© 2000-2007
www.pagina12.com.ar|República Argentina|Todos los Derechos Reservados

 


Rescates:
Reflexiones sobre la escritura por Felisberto Hernández* (Fragmento)


"Obligado o traicionado por mí mismo a decir cómo hago mis cuentos, recurriré a explicaciones exteriores a ellos.

No son completamente naturales, en el sentido de no intervenir la conciencia. Eso me sería antipático. No son dominados por una teoría de la conciencia. Eso me sería extremadamente antipático. Preferiría decir que esa intervención es misteriosa. Mis cuentos no tienen estructuras lógicas. A pesar de la vigilancia constante y rigurosa de la conciencia, esta también me es desconocida. En un momento dado pienso que en un rincón de mí nacerá una planta. La empiezo a acechar creyendo que en ese rincón se ha producido algo raro, pero que podría tener porvenir artístico. Sería feliz si esta idea no fracasara del todo. Sin embargo, debo esperar un tiempo ignorado: no sé cómo hacer germinar la planta, ni cómo favorecer, ni cuidar su crecimiento; sólo presiento o deseo que tenga hojas de poesía; o algo que se transforme en poesía si la miran ciertos ojos. Debo cuidar que no ocupe mucho espacio, que no pretenda ser bella o intensa, sino que sea la planta que ella misma esté destinada a ser, y ayudarla a que lo sea. Al mismo tiempo ella crecerá de acuerdo a un contemplador al que no hará mucho caso si él quiere sugerirle demasiadas intenciones o grandezas. Si es una planta dueña de sí misma tendrá una poesía natural, desconocida por ella misma. Ella debe ser como una persona que vivirá no sabe cuánto, con necesidades propias, con un orgullo discreto, un poco torpe y que parezca improvisado. Ella misma no conocerá sus leyes, aunque profundamente las tenga y la conciencia no las alcance. No sabrá el grado y la manera en que la conciencia intervendrá, pero en última instancia impondrá su voluntad. Y enseñará a la conciencia a ser desinteresada.

Lo más seguro de todo es que yo no sé cómo hago mis cuentos, porque cada uno de ellos tiene su vida extraña y propia. Pero también sé que viven peleando con la conciencia para evitar los extranjeros que ella les recomienda."
 

*Felisberto Hernández (escritor uruguayo, 1902-1964) es considerado uno de los principales exponentes de la literatura fantástica en idioma español. Especialista en el ámbito de la narrativa breve, sus obras han sido traducidas a múltiples idiomas. Entre sus obras se destacan Nadie encendía las lámparas (1947), La casa inundada (1960) y la novela corta Las hortensias (1949). Fue, también, un pianista notable.

Fuente: Boletín de LibrosEnRed Nº 81
boletines@librosenred.com
http://www.librosenred.com/autores.asp

 

 

Haikú para las aves
por Gustavo Solórzano Alfaro

 

El ciruelo florece,
el ruiseñor canta;
pero yo estoy solo.

Kobayashi Issa

Sombra del sueño,
caemos hacia el alba:
ágil delirio.

Tu nombre canta
las sílabas finales
de aquel silencio.

Ahora el aire
parece diminuto:
una mariposa.

Si el viento calla,
la montaña empieza
a cantar en la noche.

Te vi desnuda:
tu mano reposada…
y tu cintura.
Caen las hojas,
el tiempo detenido:
serenidad.

Aunque no muera,
mi camino está listo:
el sueño aguarda.

El frío cae,
mis rodillas lo saben
y desesperan.

Hoy lo presiento,
mañanas de verano
y una paloma.

La rama añeja
se desprende en el aire
y tu risa aparece.

Nada es tan fácil
cuando el viento arrasa
tus labios secos.

Las nubes solas,
y tus viejos jardines
rompen el cielo.

Hoy estoy solo:
lejos del aire frío
brilla tu risa.

Busco secretos
en la fugaz tormenta
de nuestros miedos.

Aspiro lienzos
donde pintar el fuego
que nos embriaga.

Las estaciones:
pequeñas dagas rojas
inalcanzables.

Si el cielo calla
robaré tus silencios
para alcanzarte.

La suave lluvia
amaina los segundos:
todo está en calma.

El árbol roto
es aquella ventana
en la que bailas.

Las verdes ramas
acallan el crepúsculo
y nada importa.

Los nidos viejos
son esquirlas húmedas
de liviandad.

La noche viene.
Mis temores empiezan:
la inmensidad.

Cuando descansan,
las aves son espejos
del infinito.

 

El viento sopla.
El día soleado.
Mis ojos lloran.

Si nadie aguarda,
el tiempo llegará
contra las nubes.

En la mañana
observo el cielo oscuro:
la brisa pasa.

Veo pájaros
que en su vüelo inventan
la eternidad.


Gustavo Solórzano Alfaro
del poemario inédito "El espejo y la memoria"
Fuente: a r i a d n a - r c / ocubre 2007
[ariadna rc número treinta y siete edición de otoño de dos mil siete]
ariadna-rc@domeus.es
www.ariadna-rc.com  


Rubén Vedovaldi:
ORIGEN Y ELEMENTOS CONSTITUTIVOS DE LA LENGUA CASTELLANA

-Primera Entrega-

Proviene del latín que se hablaba hace 2.225 años en la Roma Imperial.

Esa lengua ya desaparecida y que ahora quieren reimponer en misa en el Vaticano, sufriría constantes cambios debidos al contínuo contacto con pueblos que hablaban otras lenguas, lo que produjo diversas formas de oír, interpretar y hablar el latín, de acuerdo a los estratos socio-culturales, las ocupaciones, las regiones geográficas, etc.

Con la caída del imperio, por la presión de los bárbaros, ese latín experimenta un profundo y continuo proceso de dialectalización que desembocará en las nuevas lenguas romances que después formarán lo que hoy es el italiano o toscano, el rumano, el retorromano, el sardo, el provenzal,  el francés, el  español, el gallego, el catalán,  el portugués,  y una lengua ya desaparecida que fue el dálmata, que hoy no lo ladran ni los ciento un perritos de la película de la Dysney.

 

El latín en Hispania y las lenguas romances
Con la.invasión romana por el desembarco de los Escisiones en Ampurias en el año 218 a.C. en el contexto de la Segunda Guerra Púnica, la península ibérica sufre una nueva alteración lingüística que se suma a la ya existente.

Hablaban sermo urbanus o nobilis los nobles, el clero y los literatos  y chamuyaban sermo vulgaris o rústicus, los reos, los guerreros y soldados. El rústicus se impuso como la lengua provinciana y popular.

Cada vez más gente hablaba esa lengua vulgar y así, golpe a golpe y verso a verso se fueron olvidando los modos y usos clásicos y literarios.

Por ejemplo, a la latina y noble palabra MAGNUS el vulgo la cambió por  grandis, que es la que ahora decimos grande.

El galopante sustantivo CABALLUS reemplazó al latino EQUUS, del que hoy nos queda la vulgar palabra caballo y la noble o culta y españolizada palabra equino o la descalificatoria y lunfarda palabra burro, donde burrero ya no es el que cuida al asno sino el que apuesta dinero en las carreras de caballos.

 

Difusión
El castellano o español es la lengua romance o neolatina más difundida y propagada por la prensa gráfica, la imprenta-editorial, la radio, el cine, la televisión y por  contar con el mayor número de hablantes. Más de trescientos veinte millones de personas hablan como propia nuestra lengua en España, México, Dominicana, Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua, Costa Rica, Colombia, Venezuela, Ecuador, Perú, Bolivia, Chile, Argentina, Uruguay, Paraguay, Filipinas, sur de los Estados Unidos y comunidades sefardíes del Cercano Oriente y África del Norte.  

También valoriza el castellano el desarrollo literario y los muchos escritores españoles e hispanoamericanos que han obtenido el Premio Nobel de Literatura por su reconocido y notable aporte a la lírica o poesía, a la narrativa, a la dramaturgia o teatro y al ensayo. 

Elementos determinantes:
Sin embargo, en sus orígenes, ante el intento de conquista romana de la península, muchos pueblos preexistentes resisten fuertemente y se oponen a los  invasores. Lusitanos, celtas e íberos lucharon osadamente ( y bien digo osadamente, porque al que agarraban le rompían los huesos)  hasta hacer casi infranqueable el paso de los conquistadores romanos. Sólo en el año 19 antes de Cristo, el emperador Augusto los somete definitivamente en Cántabros y Astures. 

Cuatro elementos determinan el desarrollo del latín en Hyspania:

a)      Desfase entre el uso hablado y literario del latín durante la dominación romana.

b)      Existencia de diversos estratos linguísticos o dialectales entre los soldados, colonos y oficiales.

c)      Lejanía de la metrópolis romana, la que se constituía como un órgano nivelador de la lengua.

d)      Influencia de los usos de las lenguas nativas peninsulares en el latín ( sustrato).

Versión resumida por Rubén Vedovaldi
vedonet@netcoop.com.ar
Fuente: Biblioteca Temática Larousse para los darios El Día y Popular, Chile y Argentina 1993.

 

Roque Dalton:
Por Qué Escribimos
 
Uno hace versos y ama la extraña risa de los niños,
el subsuelo del hombre que en las ciudades ácidas disfraza su leyenda,
la instauración de la alegría que profetiza el humo de las fábricas.

Uno tiene en las manos un pequeño país, horribles fechas,
muertos como cuchillos exigentes, obispos venenosos,
inmensos jóvenes de pie sin más edad que la esperanza,
rebeldes panaderas con más poder que un lirio,
sastres como la vida, páginas, novias, esporádico pan, hijos enfermos, abogados traidores, nietos de la sentencia y lo que fueron,
bodas desperdiciadas de impotente varón,
madre, pupilas, puentes, rotas fotografías y programas.
Uno se va a morir, mañana, un año, un mes sin pétalos dormidos;
disperso va a quedar bajo la tierra y vendrán nuevos hombres pidiendo panoramas. Preguntarán qué fuimos, quienes con llamas puras les antecedieron, a quienes maldecir con el recuerdo.
Bien. Eso hacemos:
custodiamos para ellos el tiempo que nos toca

Roque Dalton
Enviado por Susana Torralbo
susanatorralbo@hotmail.com

 


Acerca de Doris Lessing, Premio Nobel de Literatura
Sin esmalte

Por María Moreno
Jane Somers, así firma un par de sus novelas, para dar una gran broma a los críticos. Doris Lessing, que es sufi, quiere ser como el Mulá Nasrudin que hace filosofía chapuceando. Escribe esas novelas despojándose de sus saberes –viajes, conocimientos culturales, política y sofisticación– en nombre de esa Jane Somers, una joven periodista. Sus editores ingleses rechazan el primer libro, cuando logra publicarlo las críticas son pequeñas, mezquinas, algunas –solidarias– de mujeres.

Durante el curso de una entrevista, Roger Caillois le menciona una fecha a Borges, éste lo interrumpe diciendo: "Ah, ése es el año en que usted me inventó a mí". Más allá de la broma, Borges estaba señalándose no como un valor trascendente e indiscutible más allá de toda contingencia sino como una construcción –a él no le hubiera disgustado decir "ficción"– ligada a la historia, a las vicisitudes de la traducción, los códigos de interpretación de una época, la atracción por continentes perdidos, el imaginario común de la crítica. Y a través de una ética admirable fue en el fracaso de su Pierre Menard al escribir El Quijote fuera de época y lugar como Borges desmitifica su propio nombre, devolviéndole la huella de la historia.

Lessing y Borges tienen algo en común: carcajearse con una crítica que ni siquiera puede lidiar decentemente con un tema en el que deberían ser expertos: la atribución. Es la misma crítica que ha creado ese slogan por el que no se puede diferenciar el texto de un hombre del de una mujer y en realidad debería confesar que no puede decir nada de un texto si no viene firmado por un autor conocido aunque ella haya decretado el deceso del autor genérico reteniendo, por las dudas, su biografía, los detalles de con quién se acostaba y de las enfermedades en la sangre que le hubieran provisto sus padres (para usarlos disimuladamente a pesar del voto de abstinencia decretado por la inquisición estructuralista).

Bien, ¿dónde está Lessing? Observando con perplejidad, respeto y un dejo de ironía la ópera que ha compuesto con Philipp Glass. No está impresionada. Es sabia por experiencia como esa mujer de su novela En busca de un inglés que decide ahorrar para comprar un esmalte de uñas yendo al trabajo a pie en lugar de usar el tranvía y que cuando logra tener el dinero suficiente descubre que las chapitas de sus zapatos están tan gastadas que debe cambiarlas –sádicamente, chapitas y esmalte tienen el mismo precio–.

Estas líneas pertenecen al prólogo de María Moreno escrito para el tomo de entrevistas a escritoras del Paris Review que El Ateneo publicó en 1997, y en el que se incluye una entrevista a Lessing realizada por Thomas Frick.
Fuente: Radar|Domingo, 21 de Octubre de 2007
© 2000-2007
www.pagina12.com.ar|República Argentina|Todos los Derechos Reservados
 

Libros:
"Con la vida atragantada", de Alejandra Dening
(Ed. Del Dock, Buenos Aires, octubre 2007)
 
 
Alejandra Dening.
Una voz en la niebla.

Niebla, des-orientación, imprecisión, fantasmas mudos. Y la imposición de andar en medio de "realidades" virtuales cada vez más abstractas e impersonales.
El sistema, minotauro devorador, prostituye las palabras, les pone precio; en lugar de ponerles valor.
Máscara de máscaras, las urbes estruendosas violan la sacralidad de las personas y las hacen incapaces de ver, escuchar, responder. Así andan muchos, ciegos, sordos y mudos, hasta que aparece una voz poética y la niebla se disipa. Ella nombra de una manera única y hace de la palabra la cosa. La realidad se hace sensual e inteligible, en su doble vertiente existencial: lo interior y el mundo.
No esperemos complacencias, no imaginemos "Barbies" con mariposas de papel.
Acá hay una voz que es música y grito. Quitar máscaras es doloroso, pero solo así se llega a la verdad.
Sólo se es libre cuando uno conoce la verdad, desgarradora, atenaceante; ella es la madre de la libertad.
Saludamos a esta nueva voz: incisiva, fuerte, musical. No dudamos que disipará las nieblas de muchos caminantes ciegos.
No vamos a definir los aspectos formales, estilísticos y semánticos de esta gran poeta.
Bastará con escucharla.

Texto de Contratapa del libro por Emilse Cersósimo

Emilse Cersósimo es Profesora en Letras (Universidad Nacional de La Plata), Licenciada en Letras (Stephen Austin State Universtity) y autora de libros de crítica literaria: "Sobre héroes y tumbas, de los caracteres a la metafísica" y "Literatura y Profecía".
aledening@gmail.com
http://www.alejandradening.com.ar/acerca-autora.html

 
  
 
3 Libros de Norma Segades

Nos comenta la autora en un mail: "Ante la imposibilidad de publicar en Argentina, no solamente por tener que solventar las ediciones, sino por la inutilidad de hacerlo debido a la falta de distribución, me he tomado el atrevimiento de acercarte para su lectura estos libros que tuve secuestrados en los cajones de mi escritorio. Te asiste el derecho de negarte a hacerlo por sentirte invadido en tu privacidad. De ser así, por favor, dímelo, y prometo no hacerlo más. Un abrazo cordial, Norma", e incluye los enlaces correspondientes para poder ser leídos a través de Internet.
Son los siguientes:

Historias para Tiago: http://historiastiago.blogspot.com/

Bitácora del viento: http://bitacoradelviento.blogspot.com/

A solas con la sombra: http://asolasconlasombra.blogspot.com/

y por supuesto, se pueden leer y/o bajar desde aquí.
 
Para contactarse con la autora:
segadesmanias@yahoo.com.ar

 

 

Primer libro de cuentos de Mariano Meiraldi
 
Un puchito por favor

"Nuestro día comienza temprano, como a las seis de la mañana ya está la enfermera con los remedios que debemos tomar. Hay de todos los colores y tamaños; azul, rojo amarillo y verde, grandes, medianos y chicos; es como un gran cóctel de caramelos sugus y palitos de la selva de gustos rancios y amargos".
 
Fue poco tiempo el que resistió Humberto alejado de su sueño de formar una familia, trabajar y vivir libremente en la realidad de afuera, de afuera de estos cuatro muros que nos protegen y aíslan del peligro exterior. Una mañana, al despertar el loquero de su insoportable oscuridad, Humberto se encontraba  colgado con sus propias sabanas del ventilador de techo, y abajo del cuerpo una carta escrita a puño y letra que decía..."el suicidio es el reparo de las almas en pena". 
 
Lo puedes adquirir en la librería El Garage del Arte, San Martín 837, Campana, o en
Editorial Tierras del Sur, Casa La Gomera, Quinquela Martín 1799, Ciudad Autónoma de Buenos Aires (Barracas)
O, comunicarte vía mail a:
kira_baleno@yahoo.com.ar

 

Rolando Revagliatti:
Roger Vadim

Hace un año que no la llaman de ningún canal. Llama ella a algún ejecutivo, la citan, intima, pero no la incluyen en programas. No entiendo lo que pasa. Ahora estudia canto. Algunas empezaron como ella y llegaron a ser figuras. O impactaron con un aviso filmado. Intervino en varios, pero no resultaron un boom. Y en dos largometrajes. En el dramático, la desnudaban varias mujeres presidiarias y la gozaban. En el otro, se desvestía con crispante morosidad en la pieza de un albergue suntuoso mientras un actor de reparto, ridículo, la esperaba en la cama cubierto con una toallita. Además posó para la tapa de un long play y para fotonovelas. No es estúpida. "Sé que la mayoría se queda en el camino", me dijo. Pero no encuentra en sí las fuerzas suficientes para torcer el rumbo. Tendría que partir de cero. De otro modo . Tal vez, el canto.
Entró al mundo artístico a los diecisiete años y por la puerta grande de la televisión. Su madre había logrado un contacto con el productor del show de Toto Alcalá, y allí, con su autorización y complacencia lució su primer bikini con lentejuelas. Al insinuársele Toto, ella le deslizaba con ingenuidad: "Me dejaron solita y usted no me inspira confianza". Se hizo notar y en Radiolandia y en Antena le adjudicaron romances con un tenista, un locutor de radio Belgrano, un jugador de fútbol, el hijo del propietario de un boliche de moda, y el más promocionado, con un cómico en pleno candelero. Hizo carrera (carrerita) sin esfuerzo. Supo imponerse. Tiene las formas y da el tipo que excita. Su estilo contorneado gusta siempre y a todos. No es tan tosca como otras chicas del ambiente. Incluso diría que no le falta sensibilidad. Conserva cierta frescura porque no ha renunciado a su familia. Y la estimulan. Es en el estudio del canto donde en la actualidad deposita sus ilusiones de perdurar, de trascender. Quisiera dedicarse profesionalmente a interpretar temas melódicos. Sueña con su propio ciclo. Posee mejores cualidades que muchas. Debe animarse a largar la voz, de por sí, entonada.
En algo estuvo en el último año. No sé con exactitud cómo es que accedió. En su casa mentía que eran comerciales para Venezuela. Pero eran fotos. Para almanaques. Fotos semi-pornográ ficas con maquillajes estrambóticos. Le costó desinhibirse hasta tal punto delante de la cámara y de todo un pequeño equipo, pero era buen cachet y le aseguraron que no se distribuirían en la Argentina. Le sirvió para sentirse activa y requerida mientras aguardaba una oportunidad como la gente.
Procura engrosar su vocabulario, no pronunciar palabras groseras o inadecuadas y refinar modales. "Pretendo que me respeten", dice. La comprendo: una cosa es el espectáculo y otra muy distinta la cotidianeidad. Por eso es que estudia canto. "Me pulo", dice. Bah, aprende. Si aparecieran bolos como actriz para tiras o una propuesta como secretaria de algún conductor de programas de entretenimientos, lo aceptaría. Más adelante, ya verá. Depende de ella. Y de la suerte, de las circunstancias. Le adelantaron sotto voce que tratarían de ubicarla para protagonizar un filme de "sexo explícito". Y que también se distribuiría fuera de nuestro país. Me da la impresión de que rechazaría la cosa. "No quiero encasillarme" , me dijo. Por mi parte, además de las clases, le ofrecí un apoyo más comprometido. Ayudarla a crecer. Lo está pensando. No sería la primera que se afianza en base a mi experiencia, conexiones e iniciativas. Y ella lo sabe. Siempre tuve buen ojo: clínico. Desplegaría su potencial. Me necesita. Y me conmueve lo bastante. Sé donde hay . Para mí, vivificante desafío. Pudiera constituirme en su Roger Vadim. Sería delicioso y apasionante. ¿Cuán maleable, plástica en mis manos, con mi perspicacia? Que lo piense … , que lo piense. Y le ofreceré aún más. Le ofreceré venirse a vivir conmigo: una relación estable. Para su familia, demás está puntualizarlo, inequívocamente, sólo seríamos amigas.
 
Rolando Revagliatti
revadans@yahoo.com.ar
http://artespoeticas.librodenotas.com/?c=Revagliatti-Rolando
http://paralelo30.iespana.es/rolando_37.htm
http://www.revagliatti.com.ar

 

Mónica Russomano:
El Botánico

En ese lugar se siente Europa en Buenos Aires. Desde los perímetros
resguardados por rejas de hierro hasta los faroles fundidos en negro,
elegantes, recortando su sombrero de cristal contra el cielo celeste.
Los senderos proponen recorridos erráticos para paseantes sin apuro. Se
acercan y alejan de los límites del parque, se entrecruzan, aparecen entre
matas y desaparecen por detrás de las estatuas. Hay calma aquí, tan cerca y
tan escindido el aire de las cercanas avenidas transidas de ferocidad.
La paz se traduce en gatos que toman sol con los ojos cerrados.
Sentados, con las patitas juntas abrigadas por la cola, echarpe natural, tan
hieráticos, tan delicados. Otros se enroscan en el césped, se estiran sobre
el tejado de la construcción inglesa de ladrillo y teja, se acercan a la
gente a restregarse contra piernas generosas o a buscar una mano para
acariciarse a sí mismos pasando la cabeza de dientitos afilados, una y otra
vez, los bigotes replegados por el placer. Gatos atigrados, manchados,
negros, marrones. Gatos de a diez, de a ciento. Gatos. Gatos gordos y
lustrosos, que aceptan o no la ofrenda de comida que por todos los rincones
les dejan los fieles. Una anciana en un banco de tablillas de madera, dirige
el rostro al firmamento mientras un gato duerme en su falda. No es suyo, se
le presta. Dos sueños se entremezclan en melodía vegetal.
El jardín botánico es un campo felino, plácido, indiferente, replegado
en su propia belleza, tendido al sol con su pelaje de árboles y arbustos.
Nos deja admirarlo pero no tiene fidelidad canina. Somos visitantes en él.
Apenas le pasaremos la mano por el flanco, pero sólo si él lo desea.
Belleza añadida, sumando al encanto natural el sensible empeño humano,
las esculturas, las bellísimas esculturas en la foresta.
Las estatuas son de bronce o mármol. Los materiales son nobles. Ni
flores de plástico ni esculturas de cemento. Y cada forma es pura, delicada,
se recorta contra arbustos del África o árboles asiáticos. Un extraño
helecho abre sus florecillas en la nervadura de las hojas. Una mujer
aborigen se detiene para siempre en la fronda pétrea. Dos ninfas danzan para
que el estanque con hojas flotantes les preste vida en sus reflejos que,
ellos si, ellos también, bailan. Una figura despliega un velo que queda
suspendido en el espacio, vela de navío fantasma; dos amantes sonríen y
miran el futuro con ojos confiados; una muchacha grácil se enrosca en su
íntimo dolor. Una mujer llegada de Sagunto ha matado a su hijo, y se clava
para siempre el puñal en el pecho, para que los sitiadores de la ciudad no
encuentren nada más que destrucción y despojos detrás de las murallas. El
enorme grupo de bronce de las bacanales se ríe tontamente, eternamente, en
la zona donde la borrachera aún es alegre, alguno ya caído en el suelo,
otros abrazados, todos tan vivos en ese eterno gesto que allá en Roma, en
1904, fue primero cera y luego el metal fundido que aquí nos reclama y se
mira en nuestra mirada.
Y el palacio acristalado, etéreo, transparente, abrigando a los
retoños. El invernadero dibujado a tinta y plumón sobre las nubes. Qué
belleza la de ese edificio de líneas filigranadas, tan elevado, tan frágil,
contra la vastedad del cielo.
Por la noche las estatuas retendrán la luna en los ojos ciegos, los
gatos pondrán en orden su universo, las plantas crecerán minúsculamente. Y
alguna oruga trabajará en lo quedo preparando la dicha de la libertad alada.
Tendrá en primavera sus joyas este jardín, y serán regias, movedizas,
verdaderas.

Mónica Russomanno
russomannomonica@hotmail.com


Mirta Liliana Urdiroz:
3 Poemas

Cosquillas de sal sobre mi cuerpo


                        me retornan al abrazo azul


                        interminable 


                        de cada día sin horas


                        Mi cuerpo ebrio de espuma


                        danza


                        en un  ensueño


                        donde el cielo


                        y la luna apenas asomada


                        sólo


                        acompañan
 
 

* * * * *

 

 Me dejó por un rato


                                   y fue la vida


                                   somnoliencia


                                   en la que viví


                                   desde su partida


                                   Siempre vuelve


                                   a poseerme en mis sueños


                                   Siempre vuelve


                                   pero yo


                                   ya he desaparecido
 
 

* * * * *


 y tú insistes


                                 juegas a ser rosa


                                 entre rosas


                                 única preferida


                                 entre inalcanzables


                                 sedosa y  bella


                                 entre supremas


                            

                                 Escucha al viento


                                 él te murmura


                                 deténte


                                 tú no eres rosa
 
 

Mirta Liliana Urdiroz
Todos los Derechos Reservados
mirtaurdiroz@yahoo.com.ar
http://porsiemprepoesia.blogspot.com


Oswaldo Roses:
TODAS LAS MADRES DEL CAMPO
 

Todas las madres del campo,
con el dios de lo sencillo,
han vivido trabajando
como el que empuja la tierra
en el olvido del tiempo
sin tener más paz que pena.

 

Son vientres, sobreesfuerzos
que entre el destino ruedan
por misteriosos azules
alzando besos a ciegas;
fértiles melancolías
enlizadas de belleza
ganando amor por hijo
como fieras fortalezas
que no atravesará el frío
ni subrepticios de guerras.

 

Cantan a la sombra extraña
un día, con ansia eterna
y hasta con la voz lejana,
para retar a su fuerza;
colmadas de luz por cándidas,
colmadas de miel por tiernas
irán regalando vidas
-al par que las ven estrellas-
por todos los nuevos sitios
en donde la noche espera.

 

Son musas de la verdad,
del hambre a su sur abierta
diciendo al viento: "Estamos
jurándote la miseria".

 

Pero, sangre a sangre, alma
a alma, se recuperan
y no maldicen al cielo
ni a la fe que las entierra.
 

Oswaldo Roses
oswaldo_roses@hotmail.com
http://leerlosojosalmundo.blogspot.com/

 

Correspondencia

Hola Aníbal,
Creo que nunca te escribí y eso que tengo pendiente enviarte unos cuantos de los microcuentos que me gusta borronear.Hace años que vengo recibiendo con muchìsimo placer "La máquina de escribir" y quizás por eso , porque he recibido tanto ,me veo en la obligación de hacer una mínima colaboración, que consiste nada más que en sembrarte una duda, para intentar con un granito de arena, sostener la fiabilidad que tu página tiene.
Leo el texto de Galeano y sabés qué...no me lo creo, dudo que sea de él. ¿vos chequeaste que sea el autor? No te lo podría asegurar claro y ojalá me equivoque pero quizás por haber leído tanto (o todo)Galeano, hay mucho del texto que no me cierra con su estilo. Te digo esto no con ánimo de molestar ni de quejarme sino como te dije antes de colaborar para que "La Máquina" siga siendo ese lugar donde nos da placer encontrarnos y donde no tendrían que aparecer textos truchos como tanto de García Marquez o Borges que circula en Internet.
 
Un abrazo.
Gracias por todo.
Y felicitaciones por los cuatro años.!!!!
 
Walter Rago
acaestawalter@yahoo.com.ar

N. de la R.: El texto al que se refiere Walter fue publicado en el Nº 54 (Octubre 2007) con el título "Porqué todavía no me compré un DVD" y nos los fue enviado por Jorge "el pollo Daffra". Desconocemos aún de dónde le llegó a éste el mencionado relato que se le atribuye la autoría a Eduardo Galeano. dejamos por ahora abierta la posibilidad de que sea dudoso que lo haya escrito Galeano, salvo que alguien lo corrobore con pruebas fehacientes.


*****

Un gran saludo a "EL ARCA del Sur", publicación literaria santafecina que acaba de cumplir 15 años de vida y en especial a su creador: Alejandro Alvarez Durante. También nuestras felicitaciones a los realizadores del cortometraje en homenaje a esta publicación donde participó como guionista nuestra columnista Mónica Russomanno.
EL ARCA del Sur está también en Internet: 
www.elarcadelsur.com.ar

*****

Villa Links
Los sitios recomendados por "La Máquina de Escribir"

Los blogs de Agustín Espina: donde se conjugan poesía, pintura, diseño, arte:
TIEMPOS: 
http://agustinespina.blogspot.com/
REALES:   http://agustin-espina.blogspot.com/


Tuerto Rey: Poesía desde la aldea/  Sitio web de César Cantoni y Sandra Cornejo/
(Un espacio destinado a publicar información, poemas y textos vinculados con la creación poética):
www.tuertorey.com.ar


El grupo literario "Muestrario de Palabras" acerca el Octavo Número de la revista virtual "Palabras al sol":
http://grupomuestrario.googlepages.com


ÑUSLETER las 24 hs en:
http://www.niusleter.com.ar


Monumento a las Víctimas del Terrorismo de Estado (Inauguración: 7 de noviembre 2007 a las 18 hs.) en el Parque de la Memoria (Av. Costanera Norte Rafael Obligado s/n -Adyacente a Ciudad Universitaria-):
www.parquedelamemoria.org.ar

 

"Te doy mi palabra", noticias de los cuentacuentos:
www.circulocuentos.com.ar


EL ARCA del Sur, publicación mensual gratuita (Santa Fe, Argentina). Acaba de cumplir 15 años!!!:
www.elarcadelsur.com.ar


Blog de Haikús de Verónica Curutchet - Jardín Haikú:
http://jardinhaiku.blogspot.com/


Los poemas de Gustavo Tisocco:
http://poemasdegustavotisocco.blogspot.com/


Sexualidad, amor, salidas, chat, videos, solos & solas: "Vida de Pareja":
http://lavidadepareja.blogspot.com/search/label/Comunicación

Web oficial de la gira "Dos pájaros de un tiro" (Serrat/ Sabina):
http://www.dospajarosdeuntiro.es/


*****

37 Grados
domingos 18 a 19 hs.
con Luciana Peker
AM 530 La Voz de las Madres
http://www.madres.org/asociacion/noticia/grilla/madres.htm


*****


A partir de enero 2008
La Máquina de Escribir
toda una en el blog
http://lamaqdeescribir.blogspot.com/
textos/ poesía/ ensayo/ opinión/ entrevistas/ gacetillas/ libros/ cine/ teatro/ música/ espectáculos/ rescates/ historia/ cr`ticas/ comentarios/ fotografía/ cartas/ inquietudes/ homenajes/ etcéteras...
actualización permanente


*****

La Máquina de Escribir
ESPACIO LITERARIO VIRTUAL
Buenos Aires, Argentina/ 
Fundado y dirigido por Aníbal Jorge Sciorra (anisci)/
Para suscripciones, desuscripciones y/o envíos escribir a:
lamaquinaliteraria@gmail.com   
Página web:
http://galeon.hispavista.com/lamaquinadeescribir/index.html  (en construcción)
Blog:
http://lamaqdeescribir.blogspot.com/      
El editor no se hace responsable de las notas firmadas. 
El presente no podrá ser considerado SPAM mientras incluya una forma de ser removido. Si deseás ser borrado, enviá tu respuesta colocando en asunto: borrame.  
 


¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres